Día 4 (26 marzo 2016). Eger

Cuando organizamos esta escapada teníamos claro que queríamos dedicar una o dos jornadas a alguna ciudad cercana a Budapest. Tras estudiar varias posibilidades elegimos Eger, por su aparente encanto y por albergar una interesante historia que incluye un castillo medieval.

El día comienza, pues, en la estación Keleti de Budapest, desde donde parten los trenes a Eger. Éstos nos cuestan 5112 HUF por persona ida y vuelta (unos 16.7 €) y en aproximadamente 2 horas nos deja en la localidad.

Lo primero que visitamos fue su Basílica (gratis), de estilo clasicista y la segunda más grande de Hungría:

basilica Eger Hungría basílica Eger hungria

En seguida nos damos cuenta de que la parte histórica de la localidad es pequeña y totalmente alcanzable a pie desde la estación de tren, lo cual se agradece y hace que se disfrute mucho más.

Andamos un poco y llegamos al centro logístico de la ciudad: la plaza Dobó. En ella aparecen varias estatuas que conmemoran la gloriosa victoria contra la armada turca en 1552, hecho por el cual es conocida la localidad. En el centro de la plaza se erige una estatua del capitán István Dobó, el que lideró a apenas 2000 hombres que se enfrentaron a la armada otomana. La iglesia basílica principal es de estilo Barroco y recibe el nombre de Iglesia Minorita, son famosas sus campanas, que por desgracias no llegamos a escuhar:

Dobo square Eger Hungria Dobo square Eger Hungria Dobo square Eger Hungria

Muy cerca de la plaza encontramos el Minarete, un edificio de construcción turca con una altura de 40 metros. Es tan estrecha que hay que hacer turno para poder subir, no sin antes marearte con una escalera de caracol de 97 peldaños. El balcón de la cima es también muy angosto, solo cabe una persona, y aunque tengas una barandilla el vértigo está asegurado:

minarete eger hungria minarete eger hungria

Pero si miras al frente y no al suelo te deleitarás con unas vistas únicas de la ciudad:

minarete eger hungria eger hungria

La última visita del día es también el plato principal de Eger: su castillo-fortaleza. Desde la plaza hay una calle que sube directa a él:

castillo eger hungria castillo eger hungria

Construido en 1248 por orden del obispo Lambert, fue transformado en el siglo XVI en un castillo frontera, y se convirtió en 1552 en un símbolo de patriotismo tras un asedio otomano. En su interior hay varios museos que relatan muchos aspectos históricos, e incluyen también restos arqueológicos diversos. Es, sin duda, una visita que justifica el paseo hasta aquí:

castillo eger hungria castillo eger hungria castillo eger hungria

También desde él se obtiene una bella vista de la ciudad, una estampa típica para una postal:

eger hungria

 

Se nos hace tarde tras esta visita y buscamos un sitio donde nos den de comer a una hora tardía hasta para nuestro patrón español, pero lo conseguimos y, finalmente, nos dirigimos a la estación de tren para volver a Budapest.

Para terminar el día decidimos acercarnos al New York Café, un pequeño homenaje a expensas del presupuesto. Como su nombre indica, la decoración y estilo son al más puro estilo americano, a lo grande:

new york cafe eger hungria new york cafe eger hungria

Categorías: Sin categoría | Etiquetas: | 1 comentario

Navegador de artículos

Un pensamiento en “Día 4 (26 marzo 2016). Eger

  1. Pingback: BUDAPEST (23 – 28 marzo 2016) | Con mi música a otra parte

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: