Guía práctica para recorrer Lanzarote en 5-6 días

¡Hola viajer@s!

Tal y como mencioné en mi resumen viajero del 2017, me fue tan bien mi primera incursión en las Islas Canarias en la Semana Santa pasada, donde disfruté de Lanzarote y La Gomera, que este año he repetido en Lanzarote, y de nuevo vengo encantada y agradecida de conocer otro pedacito de este archipiélago tan bonito.

Pero en esta ocasión voy a dejar de lado mis crónicas habituales para realizar una breve guía de la isla para todos aquellos que dispongan de 5-6 días y quieran información práctica sobre ella. Aviso previo a navegantes antes de seguir: en este artículo olvidaos de los destinos más turísticos de playa, quien me conocéis sabéis que no es mi actividad favorita y por lo tanto no voy a escribir sobre algo que no he hecho.  Aclaración hecha, ¡comenzamos!

Lanzarote es la isla más oriental del archipiélago canario, situada frente a Fuerteventura y África. Apodada La Isla de fuego por el Parque Timanfaya, fue declarada Reserva de la Biosfera por la UNESCO en 1993.
Al igual que el resto de las Islas Canarias, disfruta de temperaturas suaves durante todo el año, con una media de 22 ºC, lo que le convierte en un destino válido para cualquier temporada.

CÓMO LLEGAR

El avión es el mejor medio para llegar a Lanzarote desde la península. El único aeropuerto de la isla se encuentra a 5 km de Arrecife, la capital. Las aerolíneas que operan son numerosas.

También se puede llegar en ferry desde Playa Blanca (Lanzarote) a Corralejo (Fuerteventura).

ALOJAMIENTO

Dependiendo de las preferencias de cada uno puede elegirse entre alojarse en alguna ciudad costera o de interior. De las primeras es habitual elegir Costa Teguise, Puerto del Carmen, Playa Honda, Playa Blanca (con más presencia de turismo internacional) y, para los surferos, Caleta de Famara. En cuanto a poblaciones de interior cabe destacar Teguise.

Sea cual sea vuestra elección deberéis tener en cuenta que la isla es pequeña y el alojamiento económico se llena pronto. Airbnb puede ser una buena alternativa.

CÓMO MOVERSE POR LA ISLA

Lanzarote es una isla pequeña, pero el servicio de guaguas no es muy bueno por lo que para recorrerla de manera cómoda y con total libertad la mejor opción es el alquiler de un coche. Desde el aeropuerto operan varias empresas a precios muy competitivos. Para haceros una idea yo alquilé uno durante 6 días por menos de 60 €.

QUÉ VER EN LANZAROTE

Para comenzar, os adjunto un mapa:  mapa-lanzarote. También podéis descargaros otros en los siguientes enlaces:Turismo de Lanzarote, Isla de Lanzarote.com, mapapel. 

Para planificaros las visitas podéis acudir a las webs oficiales de turismo de Lanzarote tales como ésta, ésta y ésta. Por supuesto, no podemos olvidar la enorme fuente de información que suponen los numerosos blogs de viajes

También es recomendable saber que si queréis visitar varios sitios incluidos en los CACT (Centros de Arte, Cultura y Turismo de Lanzarote) podéis adquirir un bono de varios sitios representativos del arte de César Manrique, el artista que ha dejado tanta huella en la isla. Existen bonos de 3, 4 y 6 centros, según preferencias. Para más información sobre estos centros, os podéis descsargar la APP CACTLanzarote.

No me queda nada más que ofreceros mi planificación de 5-6 días, basada en mi experiencia y en las recomendaciones que he recibido cuando la visitaba.

DÍA 1. LANZAROTE ESENCIAL

Este día incluye la parte norte de la isla, con paradas en los siguientes lugares destacados:

Jardín de Cactus: fue la última invención de César Manrique. Yo no lo visité pero sí lo tenía apuntado como recomendado y es por ello que lo incluyo aquí.

Jameos del Agua:  se trata de un complejo formado por museo-restaurante-espacio abierto construido alrededor de una cueva formada por la solidificación de un tubo de lava (llamado jameo) que alberga una especie endémica de la isla de cangrejos ciegos, carentes de coloración. La cueva es bonita en sí, pero el complejo que la rodea un poco artificial. Al final del recorrido puedes acceder a un auditorio excavado en el interior de la roca, que a mí fue lo que más me gustó y la única foto que os voy a aportar de este lugar:

Cueva de los verdes: muy cercana al anterior, se trata de una cueva formada a raíz de la erupción volcánica de la Corona. Su visita solo puede hacerse con un guía en grupos que se forman en la misma entrada cada 20 minutos aproximadamente. El recorrido te interna en un kilómetro de cueva acompañado por un cuidado juego de sonido y luces. Recomiendo realizar esta visita con posterioridad a la de Jameos de Agua, ya que me parece bastante más interesante:

Mirador del río: posiblemente la imagen más popular de Lanzarote proceda de la estratégica posición de este mirador, situado a 400 m de altitud en el Risco de Famara, al norte de la isla. En un día despejado se obtiene una vista privilegiada de la isla de La Graciosa, separada de Lanzarote por una estrecha franja de mar llamada El Río. Aunque el mirador es bonito, conviene saber que aquí pagas por ver la obra arquitectónica de César Manrique, pero las vistas las podéis disfrutar igualmente ( y gratis) poco antes de llegar a él, en un lugar con aparcamiento para coches. Si el día está nublado no merece la pena acercarse hasta aquí, pero si no lo está os encontrareis con esto:

Haría: si el recorrido lo hacéis en el orden anterior de visitas la vuelta podéis hacerla por este pueblo. Así descubriréis la denominada “Asturias de Lanzarote”, una parte de la isla donde el color verde predomina, en claro contraste con el resto, tan volcánico.

DÍA 2. PN TIMANFAYA Y EL GOLFO

PN Timanfaya: es otro de los puntos imprescindibles de Lanzarote. Su visita también está incluida en el bono de CACT que os comentaba anteriormente, aunque también puede adquirirse por separado. Debido a su enorme demanda y aforo limitado es muy conveniente realizar esta visita a primera hora de la mañana (9-10.30 h) o última de la tarde (15.30-17 horas; en este horario además hacen descuento) ya que solo se puede realizar dentro de un bus que te hace un recorrido de una media hora con paradas técnicas para hacer fotos (sin bajarse del vehículo) mientras el conductor activa un audio en varios idiomas. Es realmente importante evitar las horas centrales del día, os puedo asegurar que nunca he visto una cola tan grande de coches para poder acceder al aparcamiento, ¡llegaba hasta la carretera principal!

El paisaje es bonito, pero demasiado turístico y explotado para mi gusto, sobre todo teniendo en cuenta que en los alrededores puedes hacer rutas de senderismo gratuitas y disfrutar del mismo panorama. Como un breve apunte histórico cabe indicar que este Parque Nacional se formó tras las violentas erupciones volcánicas ocurridas en la isla durante 6 años consecutivos: 1730-1736. El resultado es un paisaje que te transporta a otro planeta:

Los puntos que indico a continuación están al oeste del Timanfaya, en una costa con acantilados rocosos formados por solidificación de la erupción de las montañas de fuego en contacto con el agua. Se tratan de sitios cuya visita no lleva mucho tiempo y son gratuitos, pero al margen de ello merece mucho la pena conducir por la carretera e ir parando en los numerosos miradores que te vas encontrando. Todo un espectáculo visual:

El Golfo: es un anfiteatro abierto al océano que se formó a raíz de las erupciones de 1730. La laguna que ocupa el fondo del semicírculo surgió debido a la inundación del cráter. Su color verde se debe a las algas que habitan en su superficie. Este lago ha sido declarado Reserva Natural, por lo que el baño está prohibido. Llegué con la luz intensa del mediodía por lo que el verde no lo divisé  muy bien, pero también me pareció bonita la costa en sí:

Los Hervideros: llamado así porque las rocas contienen numerosos huecos por los que se cuela el agua oceánica, ascendiendo por ellos con tal brusquedad que por ello se le ha otorgado el nombre de hervideros.

Salinas de Janubio: aún en uso hoy en día, abastecen a las industrias de la conserva y la salazón de pescado, ésta última de gran importancia culinaria en la isla. Al lado de un restaurante hay un mirador bien señalizado que te permite contemplarlas en todo su esplendor:

DÍA 3. TEGUISE, MONUMENTO AL CAMPESINO Y TARDE EN CALETA DE FAMARA

No todo son volcanes y costa en Lanzarote. Hay determinadas poblaciones pequeñas que también merecen la pena una visita. Entre ellas cabe destacar Teguise, un municipio pequeño con mucho encanto situado en el centro de la isla. Es famoso su mercadillo de domingo, día en el cual todo el pueblo se convierte en un mercadillo por el cual es difícil disfrutar de sus calles por lo que si os gusta la tranquilidad mejor evitar este día.

Son varios los puntos de interés de Teguise. En la oficina de información podéis pedir un mapa para conocer mejor sus rincones, pero yo os voy a destacar la plaza, llena de vida cuando llegué un domingo:

Esta imagen la saqué cuando salía del Museo del Timple, un instrumento de cuerda canario que recuerda al ukelele. Había leído críticas negativas de él pero a mí me gustó, no solo por los instrumentos que contiene sino también por conocer por dentro una casa señorial canaria. Su web es completa y la entrada cuesta 3 €. Aquí os pongo una foto del protagonista ;):

Aparte de callejear por sus rincones podéis subiros también al Castillo de Santa Bárbara, que es el museo de la piratería, y que brinda unas vistas espectaculares al pueblo. Por la tarde, después de comer, estaréis más tranquilos:

Monumento al campesino: situado en el centro geográfico de la isla, en el municipio de San Bartolomé, este monumento es un reconocimiento público de César Manrique al esfuerzo de los hombres y mujeres del campo lanzaroteño que se enfrentaron a las condiciones más adversas para dar vida al territorio. Se trata de un complejo arquitectónico de edificaciones que siguen los esquemas de la vivienda tradicional insular en colores blanco (para los muros) y verde (para la madera). Además, si aprovecháis un domingo para ir a Teguise podéis venir a visitarlo después ya que este día es gratuito.

El conjunto está guardado por el Monumento a la Fecundidad, una escultura de 15 m de altura creada por Manrique. Yo la fotografié de perfil:

Caleta de Famara: también llamada la playa de los surferos, puede suponer un buen colofón de día, un suspiro de aire fresco (o viento debería decir porque aquí hace mucho!) tras pasar un día explorando el centro de la isla. Sea para surfear, tomar el sol o descansar, las vistas de los acantilados de fondo te atrapa:

DÍA 4. LA GRACIOSA

Una visita a Lanzarote sin pasar por La Graciosa es como comprar una mesa de tres patas, incompleta. Se trata de una isla perteneciente al archipiélago Chinijo, y que ya desde el Mirador del Río su presencia impone, por lo que explorarla no es más que llegar al pueblo pesquero de Órzola desde donde parten los ferrys. Su visita se puede hacer muy fácilmente por libre y en un día o incluso medio.

Hay dos compañías de ferry que operan en horarios complementarios, existiendo una buena rivalidad entre ambas ya que según a la hora que llegues ellos mismos te dicen cuál es el siguiente barco que va a zarpar, sin necesidad de reservar con antelación. Podéis consultar sus horarios en sus webs: líneas Romero y Biosferaexpress.com. El billete de ida y vuelta cuesta 22 € (11 € el sencillo, en marzo de 2018) y si vienes en coche puedes dejarlo de manera gratuita en sus aparcamientos. El trayecto dura 30  minutos, y el barco, hasta llegar al Río, se mueve bastante.

La característica más remarcable de La Graciosa es que carece de calles y/o carreteras asfaltadas, así como su escaso desarrollo turístico que, espero, siga siendo así. Su población mayor es Caleta de Sebo, donde arriban/parten los ferrys, y que no es más que un conjunto de casas blancas y calles de arena:

La Graciosa está situada cerca de uno de los bancos de pesca más ricos del mundo, y ésta es la a principal fuente de ingresos de sus habitantes. De hecho ese fue el motivo por el que se fundó Caleta de Sebo a mediados del siglo XIX.

Para recorrer la isla hay varias opciones: caminando, en jeep o en bicicleta. Yo opté por ésta última y por 10 € el día pude hacer una vuelta de unos 18 km a la isla, que es prácticamente llana. Si os apetece recorrerla en este medio podéis descargaros este folleto: La Graciosa en bici. Para abriros boca:

Los puntos que descubrí a dos ruedas son La Playa de las Conchas y Playa de Ámbar, ambas con una arena fina, limpias y realmente bonitas. Entre ambas y, durante todo el recorrido, las fotos son ineludibles:

   

DÍA 5. PARQUE NACIONAL DE LOS VOLCANES Y VALLE DE LA GERIA

Para los amantes del senderismo os propongo un día alternativo, con visitas gratuitas, al de la visita al PN Timanfaya. Se trata de dos rutas incluidas en el PN de Los Volcanes. Lo primero que os sugiero es que os acerquéis al Centro de Visitantes, que está cerca de la localidad de Tinajo, y donde os darán un mapa e información de posibles rutas a realizar. Algunas de éstas son guiadas y necesitan una reserva previa por lo que si lo sabéis con antelación es una muy buena opción.

Así pues con mapa en mano os propongo 2 rutas a realizar para un día: la ruta de la caldereta y montaña blanca y el cráter de los cuervos. Si alguno quiere conocer más a fondo las numerosas rutas que ofrece la isla podéis visitar esta web. 

Ruta de la Caldereta y montaña Blanca: entre el Centro de Visitantes y Tinajo, es una ruta espectacular que recorre un río de lava formado por la erupción del Timanfaya. Existe un pequeño aparcamiento para el coche, y la ruta completa (rodeando el cráter) puede llevaros unas 3-4 horas. Lo primero que te encuentras es el volcán Caldereta, más pequeño:

 

Y partiendo del anterior la ruta sigue hacia el impactante volcán Montaña Blanca, cuyo cráter, de aproximadamente 1200 m de diámetro, es el más grande de la isla:

Cráter del cuervo: en esta ruta convergen todos los elementos del paisaje volcánico de Lanzarote. Se camina sobre un manto de cenizas volcánicas del que brota en abundancia una florecilla verde (líquen). La fusión de las cenizas y la roca, unido al silencio que te acompaña (apenas me crucé con senderistas) hace que emane una magia única en este lugar.

De este escenario dantesco emergen desperdigados los diferentes volcanes que transformaron en el siglo XVIII la faz lanzaroteña, en las erupciones de Timanfaya. Este de Los Cuervos resultó el punto de inicio de las erupciones y hoy, tres siglos después, luce misterioso por su grado de erosión. Buena parte de su estructura es rofe negro, en contraposición a las cercanas Montañas del Fuego de intenso color rojo.

El camino es sencillo, llano y perfectamente transitable para todas las edades. Hay dos aparcamientos disponibles para dejar el coche y un tablón indicativo antes de empezar:

La opción corta de la ruta sería llegar al cráter, entrar en él y volver, pero si se hace el recorrido completo se rodea por detrás el volcán y os llevará una hora aproximadamente. Una hora de colores y un silencio solamente roto por tus pasos y el viento:

 

Por último, muy cerca de estos parajes se encuentra la zona vinícola de Lanzarote por excelencia: La Geria, donde se produce el famoso vino de Malvasía. Las viñas se cultivan en hoyos excavados en suelos de tierra negra compuestos por lapili y arena volcánica, protegidos del viento por muros semicirculares de rocas volcánicas. Una estampa digna de ver:

DÍA 6. MIRADORES Y RINCONES

Para un último día en Lanzarote, o un día relajado con menos tiempo, podemos explorar algunos rincones que esconden una belleza natural increíble. Yo visité los siguientes:

Mirador del restaurante Los Helechos: localizado en la carretera de Arrecife a Haría, km 22, del cual obtienes las siguientes vistas:

Desde este mirador merece la pena bifurcarse por un camino que lleva hasta el  Observatorio Astronómico de la isla hasta llegar a un punto que se conoce como las Peñas de Chache, el pico más alto de Lanzarote (670 m de altura), un cerro rocoso situado sobre el macizo de Famara. Las vistas son increíbles desde aquí:

Ermita de la Virgen de las Nieves, siguiendo por la anterior carretera se llega al santuario de la patrona de Lanzarote:

Por supuesto, esto es solo una parte de lo que puede hacerse en esta isla. Además de estos lugares más turísticos pude visitar cuevas no marcadas en ningún mapa y rincones recónditos que descubrías perdiéndote en sus numerosas carreteras y playas. Y es que Lanzarote ofrece mucho al visitante. ¿A qué esperáis a visitarlo?

 

 

Categorías: España, Europa, Lanzarote | Etiquetas: | 1 comentario

Navegador de artículos

Un pensamiento en “Guía práctica para recorrer Lanzarote en 5-6 días

  1. Pingback: Resumen viajero 2018 | Con mi música a otra parte

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: